Tardan varios años en ayudar a 20 menores que reciben abusos en MAdrid

En estos días se ha conocido que se ha desarticulado una banda que se dedicaba a abusar de menores, entre 12 y 16 años, en la Comunidad de Madrid. Uno de los chicos llevaba años sufriendo los abusos sin que nadie le ayudase a pesar de que se encontraba en un centro propio de la Comunidad de Madrid.

Una vez mas, se comprueba la falta de responsabilidad y la indiferencia que tiene el gobierno de la Comunidad de Madrid y el gobierno del Ayuntamiento de Madrid con los menores. Ni el presidente de la Comunidad González, ni la alcaldesa de Madrid, Ana Botella responden ante sospechas de abusos con menores. Cuando se tienen sospechas de abusos a menores no se puede permitir esperar a actuar a tener todas las pruebas. Es necesario unas políticas de prevención reales y eficaces contra el abuso, la trata y la esclavitud de menores.

Pienso que cualquier gobierno se sentiría avergonzado al comprobar que menores que se encuentran en sus propios centros han sufrido abusos durante muchos años con la indiferencia de los responsables y autoridades.

Actualmente “se conoce”, “se sabe” que hay menores que están siendo obligadas, a la fuerza, a ser abusadas, que son auténticas esclavas y esclavos, en distintas zonas de Madrid y la policía patrulla, las ve y dicen “no podemos hacer nada” y el gobierno de la Comunidad mira para un lado y el del Ayuntamiento de Madrid mira para el otro lado. Cuando se desarticula una banda de explotación a menores, de explotación a mujeres, muchos y muchas llevan años sufriendo una autentica esclavitud como en el caso de la última detención.

Hace unos días visitamos la Colonia de Marconi Marisa Ibarra, Concejala portavoz de la mujer en el Ayuntamiento de Madrid, Pedro Zerolo, concejal portavoz de servicios sociales del Ayuntamiento y Secretario de Movimientos sociales del PSM-PSOE y  yo como concejala y Secretaria de Políticas Sociales del PSM-PSOE, quedando muy preocupados por las mujeres que están allí, y de manera especial de las posibles menores, que parece que tienen papeles, pero pudiera darse que sean papeles falsos. Pero lo que si hay certeza es que por su físico y por lo que “todos dicen” en privado hay sospechas muy fundadas que realmente sean menores y nadie hace algo.

La “globalización de la indiferencia” esta presente en nuestra ciudad y en nuestro gobierno regional y municipal. Es necesario proteger a los menores del abuso, la trata y esclavitud y también hay que proteger a los menores de ver y convivir con imágenes de abuso y maltrato. Si actualmente está prohibido emitir imágenes degradantes a la mujer en horario infantil, y yo me pregunto cómo se permite que los niños de las más de 1.200 familias que viven en la Colonia Marconi y todos los niños y niñas que van al colegio de la Colonia tengan que ver a la entrada y salida del Cole a las mujeres semidesnudas y, no solo verlas semidesnudas, tengan que verlas actuar y ver a los hombres que sin escrúpulos les solicitan los servicios y abusan de ellas.

¿Alguien puede pensar que chicas tan jóvenes se pasarían libremente todo el día exhibiendo su cuerpo incluso estando embarazadas?

Las personas con discapacidad intelectual que van todo los días al centro AFANDICE se encuentran a la entrada y salida del mismo con unas experiencias degradantes de las que a un menor y a un discapacitado intelectual hay que proteger.

Gobiernos y organizaciones que digan defender a la familia no pueden mirar para otro lado ante situaciones como la que existe en la Colonia de Marconi. Son necesarias políticas de prevención eficaces y reales. Es urgente tomar medidas y proteger a las posibles menores que estén siendo abusadas y esclavizadas y es muy urgente proteger a los menores, niños y niñas de las más de 1.200 familias que viven en la colonia y a las personas con discapacidad que van al centro AFANDICE.

Hay que esclarecer responsabilidades de las omisiones realizadas por los distintos estamentos que han permitido que menores hayan estado siendo abusados durante años y años y se establezcan las medidas necesarias de prevención para evitar que siga ocurriendo.

Deja una Respuesta